Enfermedades y medicamentos

Los trastornos metabólicos, como la diabetes mellitus o las enfermedades de la glándula tiroides, conducen a diferentes síntomas en todo el cuerpo. Los ojos a menudo se secan porque la producción de lágrimas disminuye como resultado de la enfermedad. Además, el reumatismo puede conducir a síntomas pronunciados de ojos secos. Una enfermedad reumática que afecta directamente las membranas mucosas del ojo es el síndrome de Sjögren.

Ciertos medicamentos pueden causar sequedad en los ojos como efecto secundario. Los bloqueadores beta, la píldora anticonceptiva o los antihistamínicos son solo tres ejemplos de una serie de medicamentos que pueden provocar sequedad en los ojos si se toman regularmente.

Las lesiones en el ojo, por ejemplo, como resultado de una operación ocular, también pueden ser la causa de la producción de lágrimas disfuncional.